Departamento de Idiomas

Cabecero

Rosita Fila: “El dominio de un segundo idioma aporta un valor fundamental para el profesional”

7 Enero, 2016

Uno de los pilares fundamentales de la formación en la UMET es el estudio de idiomas, por lo cual, la Universidad dicta en todas sus carreras cursos de inglés, portugués y chino, y además se ofrecen cursos intensivos durante el verano. Nos acercamos a hablar con Rosita Fila, la directora del Departamento de Idiomas de la Universidad para conocer más sobre el mismo.

¿Cómo funciona el departamento de Idiomas de la UMET?

El departamento de idiomas de la UMET incluye la enseñanza de 3 idiomas: Inglés, Portugués y Chino. Al ingresar a la universidad, los alumnos tienen que elegir el idioma que desean cursar, dado que es una materia transversal obligatoria dentro de los distintos planes de estudio de cada carrera.

Se cursan ocho niveles, y el plan contempla un nivel por cuatrimestre. En el caso de la carrera de Turismo y Deporte, los alumnos tienen que cursar dos idiomas obligatorios con los mismos requisitos.

Los niveles son correlativos, lo que significa que el alumno debe acreditar el nivel anterior para poder rendir el nivel siguiente y la evaluación final consiste de dos instancias: una escrita y la otra oral.

Por otra parte, quienes al ingresar posean conocimientos previos del idioma son evaluados a través de un examen de nivelación y ubicados en el nivel lingüístico correspondiente a su actuación.

¿Cuál es el enfoque que se utiliza para la enseñanza de idiomas?

El enfoque utilizado en la enseñanza de los idiomas es un enfoque ecléctico – si bien se apunta a una metodología comunicativa, la misma no descarta la enseñanza del aspecto léxico-gramatical y el aspecto fonológico en contextos formales. En los primeros niveles, del uno al cinco, se desarrolla el aprendizaje y afianzamiento de la base lingüística, lo que le permite al alumno continuar a partir del nivel seis y hasta el nivel ocho con un aprendizaje relacionado con la “especificidad”.

Se aplica entonces una metodología basada en géneros y en la enseñanza del idioma para fines específicos con los aportes del enfoque/metodología CLIL (Content and Language Integrated Learning / AICLE: Aprendizaje Integrado de Contenidos y Lenguas Extranjeras). El material con el que se trabaja en dichos niveles es auténtico y orientado a las distintas disciplinas. De esta manera, se prepara al alumno para que se sienta confiado y seguro al abordar sus prácticas profesionales y luego – una vez graduado – para un desarrollo profesional lingüístico exitoso.

¿Cómo se da el desarrollo de las clases?

Las clases son dinámicas y se practican las 4 macro-habilidades: lecto-comprensión, escritura, desarrollo de la oralidad y escucha. Los grupos de estudiantes son reducidos, lingüísticamente homogéneos, y la dinámica permite que todos ellos tengan la posibilidad de participar activamente. En todos los niveles y a través de la práctica se fomenta el desarrollo de las distintas habilidades del pensamiento crítico. Se utiliza la tecnología comunicacional que brinda la Universidad y en las clases se trabaja con videos, audios, música, juegos, presentaciones de los estudiantes, lectura de obras literarias, etc.

También, el Departamento de Idiomas ofrece tutorías académicas: de esta manera los alumnos pueden consultar a los profesores a cargo para aclarar las dudas que tienen, en caso de necesitar más práctica, para revisar y/o actualizar contenidos, para recibir orientación en la preparación de exámenes parciales y/o finales, y otros.

En cuanto a las actividades de extensión, el departamento de idiomas ha establecido 2 fechas institucionales para festejar los logros académicos de los alumnos: al finalizar el primer cuatrimestre se celebra la Semana de Portugués, que culmina con la celebración de la “Festa Junina”, y al finalizar el segundo cuatrimestre se celebra la Semana de Inglés (este año se han preparado para la misma las festividades de “St Patick’s”, “St Valentine’s” y “Halloween”).

También se realizan actividades y proyectos relacionados a distintos eventos socio-históricos y culturales de los países en donde se hablan las distintas lenguas.

¿Cuáles son las novedades que aporta el Departamento?

El Departamento de Idiomas de la UMET, por su organización y funcionamiento, permite a los/las estudiantes desarrollar gradualmente una autonomía en el manejo de los tiempos académicos y así lograr el dominio de la lengua objeto esperable según el nivel de competencia de los diferentes cursos.

Por otra parte, las variadas actividades de extensión del Departamento brindan a los/las estudiantes la oportunidad de aplicar el uso del idioma en relación a eventos histórico-culturales y sociales significativos y reales, que les permiten ampliar sus conocimientos y destrezas, y adquirir mayor confianza en el uso de la lengua.

El constante trabajo en equipo de los docentes de idiomas, en conjunto con la coordinación y la dirección del Departamento para la selección de material, dictado de las clases y preparación de trabajos y evaluaciones, significa una coherencia en el accionar áulico, lo que se traduce a su vez en un criterio unificado y transparente para los alumnos.

¿Por qué elegir Portugués y Chino como idiomas optativos?

Los motivos que tienen los alumnos para aprender Chino son variados: algunos consideran que estudiar este idioma les otorga un valor agregado a su desarrollo profesional y marca una diferencia en el momento de postularse a ofertas laborales. Otros, en cambio, lo estudian debido a una fuerte curiosidad para aprender acerca de una cultura tan diferente.

En el caso del idioma Portugués, los alumnos sienten curiosidad por estudiar el idioma, a priori, lo relacionan con la música, las novelas, el cine, el arte, en general. Además, desde un marco geográfico, político y cultural, el hecho de la proximidad al Brasil y los distintos convenios firmados por ambos países estableció un compromiso e intercambio de cuestiones vinculadas a la hermandad latinoamericana. El desafío en el aprendizaje de esta lengua es evitar el ”portuñol”, que es una deformación del mal uso del portugués. En consecuencia, el aprendizaje debe ser abordado con seriedad y correctamente.

¿Cuál es a tu juicio la importancia de los idiomas en el desempeño profesional?

El ámbito profesional actual, al caracterizarse por una alta demanda de innovación y una fuerte competitividad, requiere personas que cuenten con las herramientas necesarias para interactuar a nivel global. En este escenario, el dominio de un segundo idioma aporta un valor fundamental para el profesional que desea encontrar oportunidades de crecimiento, ya que el dominio de otras lenguas permite un mayor acceso al conocimiento, a nuevas oportunidades laborales, y por ende resulta en una mayor productividad en innumerables áreas, tales como la cultura, la educación, y la economía.

De este modo, en el mundo globalizado que habitamos, un profesional que domine una segunda lengua podrá informarse cotidianamente sobre los avances y descubrimientos en su área que provengan de otras partes del mundo, comunicarse con otros profesionales para crear espacios propicios para el perfeccionamiento y los negocios, y desarrollar una mirada crítica, actual, e informada que le permita aportar sus más valiosos conocimientos.

¿Qué consejos podrías darle a los estudiantes de idiomas para optimizar su aprendizaje?

Tengo algunos consejos generales que voy a enumerar:

– Es muy importante descubrir el estilo de aprendizaje individual (visual, auditiva, lógica, interpersonal, kinestésica, etc.) y canalizar en el mismo. Algunos estudiantes se benefician más al contemplar instancias del uso de la lengua (ej. películas, series, etc.); otros encontrarán más eficaz la escucha de conversaciones y canciones, y así sucesivamente. El encontrar qué nos resulta más útil en cada situación allana el camino para un aprendizaje real. Es decir, los docentes estimulan al alumno para que desarrollen un proceso metacognitivo.

– Ser responsable por el propio aprendizaje es igualmente importante. Cada sujeto que se enfrenta a un nuevo contenido a aprehender debe ser consciente que todo un entorno de personas y circunstancias lo rodean que pueden, en mayor o menor medida, ayudar u obstaculizar el proceso, pero en última instancia es uno mismo el que aprenderá el idioma, por lo que la responsabilidad en el estudio es primordial.

– Asimismo es importante es integrar una actitud de responsabilidad con las redes de apoyo y los recursos que brinda la universidad y los docentes. La revisión y estudio sostenido de los materiales dispuestos para el aprendizaje, la realización de tareas domiciliarias, y la asistencia a las Tutorías Académicas deben ser instancias cotidianas durante la cursada.

– El tiempo dedicado al estudio de un idioma es mejor aprovechado cuando se crean rutinas de aprendizaje. Es fundamental poder relacionar lo aprendido en el aula con situaciones cotidianas, donde el idioma en cuestión pueda ser aplicado de manera real y significativa. Hoy, la tecnología propicia numerosos espacios donde comunicarse, intercambiar experiencias, o simplemente leer o escuchar a otros utilizando la lengua extranjera. Es importante para esto el desarrollo de una autonomía que a la vez permita el aprendizaje de una manera natural y relajada.

– Mantener una actitud de actualización y cambio es fundamental en el proceso de aprendizaje de una lengua. Las estrategias que fueron útiles en un comienzo pueden no resultar significativas conforme pase el tiempo, por lo que es importante buscar e informarse sobre otras posibles técnicas para el estudio que puedan resultarnos más prácticas en el momento presente.

Una reflexión final…

Creemos que queda por recorrer un largo camino en el proceso de enseñanza-aprendizaje de los idiomas, pero desde el Departamento de Idiomas estamos siempre atentos a estar orientados hacia las necesidades específicas de los alumnos.

La constante revisión y reflexión de nuestras prácticas docentes se retroalimenta de la devolución de los/las estudiantes, quienes afortunadamente nos acercan comentarios, inquietudes y nuevas propuestas para nuestro espacio, las cuales buscamos fusionar con nuestra propia visión profesional educativa.

Asimismo, confiamos en nuestro desempeño como equipo de trabajo que genera espacios de comunicación constante, donde cada docente aporta su conocimiento académico formal y su experiencia áulica en la Universidad, lo que permite ir adecuando nuestros modos de actuar a las realidades tanto personales como profesionales de nuestros estudiantes.

*Rosita Fila es profesora nacional de Lengua y Literatura Inglesa por el ISNP “Joaquín V. Gonzalez” y licenciada en la enseñanza del idioma inglés por la Universidad CAECE. Trabaja como docente en profesorados terciarios, es coordinadora de exámenes internacionales PET, FCE, CAE y IGCSE: English as First and Second Language de la Universidad de Cambridge en la Escuela Argentina Modelo y es formadora de formadores en equipos técnicos regionales de Inglés. Su área de incumbencia es la didáctica y metodología de la enseñanza de idiomas.

General, Novedades

Newsletter

Recibí todos los meses en tu mail las novedades y eventos de la Universidad.